domingo, 23 de febrero de 2014

Capitulo 18: Centro de Seguimiento Mental.

Tras llegar al pueblo, buscaron un lugar para sentarse y descansar, había sido un viaje largo. Sandra le ofreció a Dorian una botella con agua sobrante del viaje, que no estaba del todo limpia, pero al menos era algo. Sentado, en un banco, Dorian observo el frió paisaje, la poca vegetación que había se debía a la altitud que estaban y a la temperatura. Como ya dijimos, la Intersección T-5 estaba en el borde de un desfiladero. El viento empezó a soplar fuerte, tanto, que tuvieron que ir a cobijarse dentro de un pequeño local, que por sorpresa no estaba abandonado. Habría unas tres personas, incluyendo al dueño del local. Les atendió un señor mayor, parecía cansado. Le explicaron que venían de lejos y su necesidad de refugiarse del viento, entonces, el hombre sonrió y le ofreció cortarle el pelo gratis a Dorian. El aceptó. Mientras, les contó que hacia tiempo que no se veía jóvenes de su edad por el pueblo. Decía que al alcanzar cierta edad, los niños eran custodiados por el CSM. Dorian preguntó que a que se refería con esas siglas. Centro de Seguimiento Mental era su significado. Nadie sabia que hacían ahí dentro, pero los niños eran aislados y trasladados a diferentes sitios después de un análisis. Eso es todo, les dijo. Dorian y Sandra le agradecieron al anciano y salieron del local. Afuera, el viento ya soplaba con menos fuerza, y a lo lejos había un hombre observando a Dorian, cogió una ficha de su cartera, la comparó con él, y se fue corriendo hacia un edificio blanco mientras hacia una llamada. En el edificio había unas letras escritas, CSM.